Ir al contenido

Importancia del árbol de la vida

El árbol de la vida es un símbolo cultural que existe en la mayoría de las civilizaciones del mundo. Cada una le otorga un significado distinto, conforme a sus creencias.

Algunas creen que el árbol de la vida representa el ciclo vital, y otras ven en su imagen la sabiduría. En muchos casos se ve reflejada su influencia popular en tatuajes o colgando del cuello de las personas.

Entre religioso y mágico, el árbol de la vida pertenece a una simbología que trascendió el paso del tiempo y está presente en todas las culturas.

mujer en posición de yoga sostiene el árbol de la vida

El árbol de la vida y la representación de la esencia de la existencia.

Origen de la simbología religiosa

Tanto el folklore como la tradición, la cultura y la ficción, relatan la existencia del árbol de la vida en sus fábulas y narraciones. Su origen siempre data de los símbolos religiosos que dan significaciones distintas a su imagen.

Si bien es incierto su origen y hay diferentes teorías al respecto, la más consensuada es la que señala que surgió en el año 3000 a.C. Argumentan y respaldan la teoría los grabados, pinturas, esculturas y dibujos que formaron parte de civilizaciones celta y cristiana.

 Cristianismo

En la religión católica este símbolo aparece reflejado en la Biblia, en el libro de Génesis. Se lo menciona en relación al jardín del Edén, al inicio de la raza humana, cuando se prohibió el fruto del árbol de la vida a Adán y Eva. Para el cristianismo, el árbol de la vida representaba la vida eterna, el estado inmaculado de la humanidad antes del pecado original y de la corrupción de la caída.

“Y el Señor Dios hizo brotar…el árbol de la vida en medio del jardín, y el árbol del conocimiento del bien y del mal”. Génesis 2:9 Pero Adán y Eva comieron del fruto y fueron expulsados del jardín del Edén.

Judaísmo

Muy similar al anterior, el judaísmo creyó que representaba la conexión entre la tierra y el cielo. Las raíces profundas están en la base terrenal, donde está el hombre, y a medida que éste evoluciona crece en tronco y ramas hacia el cielo, acercándose más a Dios.

Cultura celta

Para el pueblo celta, el árbol era el elemento más importante del universo, ya que brindaban protección del frío y las lluvias, madera para el fuego y frutos para alimentos.

El árbol de la vida era un símbolo relevante porque se comunicaba con el entorno a través de:

  • las raíces conectando con la tierra
  • a través de las ramas conectaba con el cielo
  • gracias al tronco la conexión con el mundo exterior

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.