Importancia del lenguaje corporal

El lenguaje corporal es el tipo de comunicación no verbal más importante, ya que los gestos y postura del cuerpo expresan nuestro sentir.

Nuestro lenguaje corporal engloba la expresión facial, gestualidad y toda señal inconsciente que brinda el cuerpo.

Esto es así porque es difícil ocultar las emociones, sentimientos e intenciones de las personas en la comunicación diaria.

Rostro de un hombre cuyo lenguaje corporal denota seriedad.a

La expresión facial es inconsciente y devela los sentimientos en todo proceso de comunicación.

El lenguaje es muy engañoso, porque podemos pensar y sentir algo muy diferente a lo que decimos con palabras. Incluso con mentiras, se puede engañar intencionalmente al interlocutor.

Sin embargo, con el lenguaje corporal es muy difícil mentir, ya que una gran parte de él ocurre de modo inconsciente. Sólo es necesario saber interpretar las señales.

Consciencia e inconsciencia

Respirar con impaciencia, fruncir los labios con enojo, girar los ojos con impaciencia, son signos que revelan nuestros sentimientos.

Por eso hay personas nos agradan desde el primer momento, o no nos gustan a primera vista, porque  vemos lo que expresan sus cuerpos. Todas estas son señales que emitimos de modo involuntario, es decir, inconsciente.

Pero hay señales corporales conscientes, que usamos para reforzar ciertos mensajes. Son los gestos que se enmarcan en nuestro entorno cultural, como la sonrisa del saludo cordial, o el pulgar levantado para indicar aprobación.

Influencia del lenguaje corporal

La importancia del lenguaje corporal es suficientemente alta como para afectar la primera impresión que damos las personas. 

La forma de exteriorizar lo que decimos, y la dinámica que imprimimos a nuestras palabras es decisiva en la comunicación.

En los discursos públicos, la expresión corporal del lenguaje del orador influye en su credibilidad. En el entorno laboral o personal, es visible la concordancia entre lo dicho y lo expresado corporalmente.

Por ejemplo, alguien que dice estar interesado en una propuesta pero mira para todos lados con movimientos inquietos, no muestra concordancia corporal. La discrepancia entre lo que decimos y lo que expresamos con nuestra actitud genera confusión y desconcierto.

Ocasiones donde lo no verbal cobra mayor importancia

En el mundo laboral, y en especial en las entrevistas de trabajo donde el tiempo es acotado, cobran mayor relevancia los signos corporales para ambas partes.

Muchas veces los aspirantes a un puesto laboral utilizan en forma deliberada cierta gestualidad. Tocarse el pelo o la barba, cruzarse de brazos, son detalles que adquieren una importancia decisiva.

También en las negociaciones, sean con clientes o entre jefe y empleado tiene relevancia la expresión corporal. Se puede expresar simpatía y a la vez defender con firmeza nuestra posición.

Es una estrategia eficaz la técnica del espejo, por la que se adquieren pequeños gestos del interlocutor que indican voluntad de acuerdo. Gestos pacificadores como revelar una palma de la mano, puede bajar la tensión. Así como cruzar los brazos puede significar que se han superado los límites.

Lo importante es no dejarse llevar por las emociones y estar atento a las señales para usar el lenguaje no verbal adecuado en beneficio de cada situación.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *