Ir al contenido

Importancia de Frida Kahlo

Más de cien años después de su nacimiento, la influencia e importancia de Frida Kahlo en la sociedad contemporánea sigue vigente.

La artista mexicana fue reconocida en vida por destacados artistas del mundo, como Picasso.

Símbolo del feminismo, alcanzó popularidad en los años 70 con la inauguración de una exposición con sus obras en Europa, donde impactó por su peculiaridad.

El peculiar estilo de Frida Kahlo aún hoy tiene influencia en la moda.

La manera de vestir de Frida Kahlo estaba inspirada en el folklore mexicano: collares, flores y atavíos coloridos que estaban fuera de lo común en su época.

Su estilo tuvo influencia e importancia en el mundo de la moda, donde elementos como la ropa bordada y las coronas de flores en los cabellos, han adquirido gran popularidad aún en la actualidad.

En tiempos que la opinión política de la mujer no importaba, Frida Kahlo se convirtió en el Siglo XX en un símbolo de la cultura popular.

Con ideas y activismo revolucionario, Frida fue una mujer con ideología política definida en tiempos en que las mujeres eran consideradas el “sexo débil”, militando abiertamente en el partido comunista.

Su historia está marcada por el dolor y la enfermedad, a causa de la fibromialgia que padeció por muchos años.

No sólo fue símbolo de la mujer que sufre, sino que también representó la ruptura de la imagen de la mujer sumisa, dedicada sólo al hogar.

Se caracterizó por su libertad sexual, y por enfrentar públicamente el abordaje de temas tabú como el dolor, el desamor y el aborto.

Esposa de Diego Rivera, uno de los más grandes muralistas mexicanos, Frida Kahlo gozó de gran poder e influencia social.

Esa posición privilegiada le permitió tomar contacto frecuente con famosos artistas e intelectuales de la época.

El apoyo político que Diego Rivera y Frida Kahlo dieron a la izquierda, les permitió crear una amistad con personalidades como León Trostky.

Explotando inteligentemente su persona y posición social, Frida Kahlo creó un personaje a partir de su atractiva apariencia, utilizando telas y tejidos tradicionales mexicanos que llevaron el folklore de la cultura popular a todos los círculos sociales.

Su personaje estaba dotado de un aire de artista incomprendido, que hizo que también la gente se vincule con ella a través del sufrimiento.

Estaba atormentada por las infidelidades, amoríos y desvaríos de su esposo, además de las tragedias médicas que sufrió durante toda su vida.

La importancia de Frida Kahlo como fenómeno y símbolo de la mujer, fue de la mano con su influencia en el arte y su valor como artista.

Su estilo surrealista y autobiográfico, en cuyas obras se pintaba a sí misma desde la cama donde estaba postrada, llegó a exponerse en el museo del Louvre, siendo la primera artista nacional que lo lograra.

Chicago, Londres, Frankfurt, México, Bogotá fueron las ciudades que albergaron sus obras en importantes museos y galerías internacionales de arte, constituyéndose actualmente en una de las artistas mejor posicionadas en el mercado del arte.

Su historia, sus luchas, sus logros, sus pasiones, todo está plasmado en su obra que ha cautivado a sucesivas generaciones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.