Ir al contenido

Importancia del atentado a la AMIA

La importancia del atentado a la AMIA, una década antes que Al Qaeda atacara las torres gemelas en Estados Unidos, se suma al de 1992 contra la Embajada de Israel en Buenos Aires. El atentado a la AMIA del 18 de julio de 1994, dejó en ruinas el edificio de la Asociación Mutual Israelita Argentina en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires. La AMIA sufrió en Argentina el segundo ataque terrorista asociado con el islamismo radical. Con el saldo de 85 muertos y más de 300 heridos.

ruinas del atentado a la AMIA

El ataque terrorista dejó un saldo de más de ochenta muertes y trescientos heridos.

Causa judicial del atentado a la AMIA

La causa judicial que se inició en 1994, en ocasión del cruel atentado que sufrió el edificio compartido por la DAIA y la AMIA en el país, es muy compleja.

La investigación judicial estuvo a cargo, en un primer momento, del juez José Galeano. Luego de la sentencia del tribunal oral, Galeano fue destituido. En 2004 la causa se otorgó al juez Rodolfo Canicoba Corral, que la delegó en el fiscal Alberto Nisman.

En el año 2004, el presidente argentino Néstor Kirchner creó una unidad especial de investigación de la causa AMIA a cargo del fiscal especial Nisman. También incluyó al agente Jaime Stiusso, jefe de contraespionaje de la Secretaría de Inteligencia del Estado (SIDE). Esta decisión del gobierno de poner a disposición del fiscal Nisman los expedientes de los servicios de inteligencia, dejó clara su posición en favor del esclarecimiento de los hechos.

Denuncia de connivencia local

La denuncia del fiscal Nisman señaló a la presidenta Cristina Fernández y a su canciller Héctor Timerman, entre otros. El contenido se refería a una supuesta confabulación para dotar de impunidad a los imputados iraníes. Según Nisman, el Memorándum de Entendimiento con Irán era un plan para exculpar a los iraníes, y dejar sin efecto el pedido de captura internacional de Interpol, a cambio de retomar las relaciones comerciales con Irán.

Estas consistían en un intercambio de granos argentinos por petróleo iraní. Para concretar el Memorándum, la condición impuesta (según el Fiscal especial) era levantar las alertas rojas de Interpol sobre funcionarios iraníes. Su denuncia exponía un pacto de encubrimiento por parte del gobierno argentino.

Sin embargo, el secretario general de Interpol Ronald Noble, dejó asentado por escrito que el canciller argentino Timerman le reiteró en la negociación, que el Memorandum no debía afectar las alertas rojas de Interpol. Por otra parte, respaldó sus dichos con la afirmación de que la denuncia de Nisman es falsa.

El día anterior al de la presentación de la denuncia por parte del Fiscal especial en el Congreso de la Nación, este apareció muerto en su domicilio. Por lo que nunca se presentó la denuncia. La causa se desestimó y reabrió en distintas oportunidades, y la justicia finalmente sobreseyó a la presidenta argentina por supuesto encubrimiento. En 2012 se conoció la grabación del presidente de la AMIA con Timerman donde este reconoce la culpabilidad iraní.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.